El día 6 de octubre se celebró para todos los nuevos estudiantes extranjeros una Jornada de Orientación en la TU-Berlin. Se nos informó sobre todos los trámites que debíamos hacer. O casi todos.

“¿Cuántos de los que estáis aquí habláis alemán?”

Cinco o seis personas levantan la mano.

“Vale, pues tendremos que hacerlo en inglés…”

Nos informaron sobre lo maravillosa que es la Universidad Técnica de Berlín, sobre la cantidad de alumnos que tienen, las instalaciones que poseen, los alumnos que acabaron siendo Premios Nóbel… Todo fantástico, magnífico, impresionante… Y aburrido. Quien esté interesado en la historia de la Universidad, que se la busque en Google, digo yo.

En la sala había varios cientos de estudiantes de muchas nacionalidades. Es curioso que todas estaban más o menos mezcladas excepto los chinos, que habían reclamado un pedazo de la sala para ellos solos

Luego pasaron a enumerar el montón de trámites que teníamos que hacer para convertirnos oficialmente en alumnos de la TU. Los trámites se merecen una entrada para ellos solos, así que no los nombraré ahora.

Distribución de alumnos extranjeros según nacionalidades. Top #1: españoles

Al final nos informaron de que una especie de gymkana se iba a celebrar esa tarde para conocer mejor la universidad. Además nos invitarían a tomar un trozo de bizcocho alemán y podríamos ganar premios.

Después de almorzar en el comedor universitario (aquí se le llama Mensa) volví para ver de qué iba el juego. Nos pidieron que nos dividiéramos en grupos de cinco, y que en cada grupo no hubiera más de dos personas de la misma nacionalidad. Difícil siendo español… Acabé en un grupo con una italiana, dos mexicanas y un checo. Luego se nos acabaron uniendo dos españoles más. Qué más da. Nombramos a nuestro grupo “The Winers“… Una mezcla entre Winners y (salchichas) Wieners. Sí, somos así de inteligentes.

El juego consistía en responder una serie de preguntas que nos dieron en papel: horarios, datos sobre la TU, traducir palabras del alemán a nuestro idioma, buscar edificios… El objetivo era que nos diéramos un paseo para reconocer el terreno, pero casi todo el mundo lo rellenó usando el combo Google + Guía del Estudiante Extranjero que teníamos.

Terminamos con algo de dificultad de responder todo (¡las preguntas estaban en alemán!) y lo entregamos. Ya está. Pastelito para todos. Y mientras, los de la oficina internacional corrigiendo los formularios. Cuando terminaron anunciaron los grupos ganadores, que se llevaron varias cestitas de picnic con productos comestibles típicos.

Beatrice, la jefa de la oficina internacional, conforme iba anunciando los grupos ganadores, de repente llegó a uno que hizo que dejase de hablar durante unos segundos. Luego dijo Tengo un grupo ganador… Que tiene un nombre… ¡Que no podemos pronunciar entero aquí!… La primera palabra es “Erasmus”.

Uno de entre el público se levantó y chilló ¡¡¡ERASMUS ORGASMUS!!!

Y se llevó una cesta.

Te la has ganado, campeón